Tags

,

Asi ha empezado hoy mi agonía con mi sépola. Estaba con mis sépoles en el comedor cuando ella se ha puesto a llorar muy nerviosa. He ido a por ella  y estaba asustada y apretándose la gola de la garganta y diciéndome que se había tragado un destornillador.

IMG_20151208_220516Sépole no me decía nada de lo ocurrido y ella seguí con lo del destornillador. Los he abrazados porque ambos estaban muy nerviosos y cuando se han tranquilizado, mi sépola me ha dicho que se ha tragado un tornillo.

Casi me muerooooo cuando me lo ha dicho. Se me ha pasado de todo por la cabeza como que no podía ser verdad, como que se había confundido, todo, menos pensar que era verdad.

Le he preguntado de donde lo han sacado y me han explicado lo ocurrido. Hoy he quitado unos soportes de una cortina y han quitado el tornillo de ese soporte. Estaban jugando  y su hermano le ha tapado los ojos por detrás y le ha puesto la mano en la boca y llevaba el tornillo que le ha echado en la boca y se lo ha tragado. Un cúmulo de mala suerte que me ha hecho sentirme la peor madre del mundo.

Hemos ido al médico y le han hecho una radiografía y nos han dicho que no hay problema y que está ya en el intestino y que por tanto solo le queda expulsarlo. Mi sépola se ha portado genial en el médico. Se ha quedado sola para hacerle la radiografía y ha aguantado la espera hasta que nos han atendido.

Hemos ido todos porque mi sépole se sentía tan mal de haber sido el partícipe de que su hermana se haya tragado el tornillo, que ha querido venir al médico a acompañar a su hermana. Ahora nos queda esperar a que lo expulse lo antes posible para poder descansar.

La verdad que hoy he entendido lo fácil que es que ocurra cualquier cosa porque es cosa de segundos. A veces, desde el sillón de mi casa, cuando veo una noticia así pienso que pueda ser falta de atención de los padres, falta de supervisión etc y hoy he entendido que no tiene por qué.

 

Advertisements